Archivo de la etiqueta: the walking travel

VALENCIA: Northkamp salva el viaje

 

Como visteis la semana pasada, nuestro paso por Valencia ha sido una catástrofe.

El mecánico nos dijo que había que arreglar/cambiar la caja de cambios de nuestra furgo y que eso suponía una semana de taller y entre 2000-4000€.  Obviamente para nosotros ha acabado el viaje.

No sabemos muy bien cómo encajar la noticia. Tanto esfuerzo este invierno trabajando en el bar y en el proyecto para que se acabe en una semana.

Estamos con Sergio de “Persiguiendo el viento” que intenta proponernos algunas soluciones, pero que por X motivos no son viables.

Nos da un poco de apuro estar tan desanimados y con esta situación habiendo quedado con él, y además no queremos estar nuestro último día de viaje de morros, así que decidimos pasar un buen día en Valencia.

Nos vamos a visitar la Ciudad de las artes y las ciencias y aprovechamos para grabar una entrevista a Sergio, que ahora mismo tiene un proyecto muy chulo.

valencia_MG_1128cielo2

Está organizando viajes a un montón de destinos y… dentro de poco nos uniremos a una de esas aventuras. Pero, ¡No os cuento más! Podéis estar al día en su web.

Después del paseo, nos vamos a la barraca de “La genuina” a comernos una ¡pedazo de paella!

20180416_132012cielo2

A ver, os soy sincera… me gusta más el “arroz con cosas” jaja pero estaba muy rica. Y la charla en la comida, se convierte en una reunión de trabajo muy productiva, llena de nuevos proyectos e ilusiones.

Y de repente, mientras tomábamos un café recibimos la llamada de Raúl y Sergio de Nothkamp diciéndonos que nos subamos para Bilbao que entre ellos y su taller Talleres Faito se hacen cargo de la reparación. Nos dice que nosotros tenemos que seguir viajando y que mientras esté en su mano buscar una solución, así será.

Os imaginaréis nuestra cara de “no me lo creo”. De hecho, pedimos a Sergio que nos grabe haciendo una recreación de la llamada justo después para que pudierais ver en el vídeo lo que pasó.

Sinceramente, no esperábamos algo así. Conocimos a Raúl y Sergio hace poco, y perfectamente podían haberse lavado las manos y decirnos que “ya colaboraríamos en otro proyecto” y sin embargo nos sorprendieron un montón. Eso sí es creer en un proyecto. Un pasada.

La verdad es que el día está siendo muy bonito y ahora estamos súper emocionados. Aún sin creérnoslo muy bien.

Nos vamos a grabar otro ratito, ésta vez una entrevista que nos hace Sergio. Es muy divertida, os la dejo por aquí.

 

Y para rematar el día nos vamos a la Albufera a ver el atardecer.

No pintaba muy bien, porque había nubes, pero al final vemos una atardecer increíble con tonos naranjas, rosas y azules… Un final de día precioso.

IMG_5717cielo2

Y ya veis que, igual que a veces las cosas se tuercen… otras veces la suerte está de tu parte y te cruza con gente maravillosa en el camino… ¡¡NOS VAMOS A BILBAO!!

Anuncios

Delta del Ebro

Por fin nos alejamos de la gran ciudad para descansar bien, y a la mañana siguiente nos levantamos con el chip cambiado.

De hecho, íbamos a ir por la mañana al centro de Barcelona a grabar y pensamos que, lluvia, perrete, paraguas, cámaras… íbamos a volver al mismo estado de estrés. Así que nos tomamos la mañana de relax y por la tarde nos arreglamos pues teníamos nuestra primera quedada.

Hemos quedado en plaza Catalunya para conocer a algunas de las personas que nos siguen. No teníamos muy claro si iba a ir alguien, y no habíamos hecho quedadas antes, así que íbamos algo nerviosos.

Dejamos el coche en el parking al lado de la estación de tren en “Terrassa Est” y de ahí había parada directa al lugar de la quedada.

IMG_54611cielo2

Como no, llegamos tarde.

Es extraño, porque en el anterior viaje, nos tiramos cuatro meses viajando… pero mucho más a nuestro aire. No quedamos con nadie.

En este viaje tenemos que ir mucho más ceñidos a los horarios y no estamos acostumbrados, ya que en la furgo todo es tres veces más lento. Pero odio llegar tarde.

Al fin llegamos. No veíamos a nadie y encima estaba lleno de gente, pero de pronto empezaron a aparecer. ¡Qué vergüenza!

Al final vinieron nueve y nos fuimos a tomar una cerveza a una terracita. Lo pasamos muy bien de charla y risas.

20180413_193926cielo2

Después de un par de horas nos cogimos un taxi para no llegar también a la cena.

Hemos quedado en el restaurante “EntreDogs”, un sitio súper chulo en el que podéis llevar a vuestros perritos. Hay enganches bajo los asientos para las correas, bolsas para recoger sus necesidades, les dan algunos premios y hacen un montón de talleres relacionados con los animales.

Y, ¿con quién hemos quedado?

Pues con parte de nuestro grupito de Furgopirados: Manel y Maeva de Viajando nuestra vida, y con Bea y Pablo de Verde por dentro.

20180413_232756cielo2

Fue una cena genial. Por primera vez en mucho tiempo nos sentimos bastante comprendidos, identificados y pudiendo mantener una conversación interesante. Nos reímos mucho y nos quedamos con las ganas de quedarnos más tiempo. Pero tenemos que marcharnos.

Maeva y Manel nos acercan con el coche hasta donde lo tenemos aparcado y de ahí nos vamos al mismo sitio de ayer para dormir.

Al día siguiente nos despertamos con la intención de ir a ver el Delta del Ebro. Está diluviando, pero como quedan dos horas de camino tenemos la esperanza de que despeje un poco. Y así fue.

delta ebro

El sitio nos gustó mucho. Estuvimos grabando, jugando con Pupi e incluso… ¡conduce la furgo! Samuel no es consciente de lo que hizo jaja.

20180414_175802cielo2

Nos quedamos hasta el atardecer, cerca de las salinas donde había algunos flamencos y patos muy graciosos.

IMG_55588cielo2

Y después… marchamos. Nos toca cambiar de comunidad. Pero eso os lo contamos la semana que viene.

 

LOFOTEN

Tenemos que deciros chicos, que Lofoten es… ¡una maravilla!

Si venís a Noruega es un lugar para no perderse, y a ser posible… para pasar varios días.

Si Noruega es bonito, Lofoten lo es mucho más. Con sus montañas picudas, islitas, pueblos pesqueros…

Nosotros pasamos casi cinco días y se nos quedó muy corto.

Nuestro primer día, lo pasamos en Reine, uno de los sitios  (a mi parecer), más bonitos.

A pesar de que estábamos bastante cansados del ferry de ayer, decidimos aprovechar el día e hicimos la ruta de ‘Reinebringen‘.

No es muy larga, pero es bastante inclinada. Además tuvimos la mala suerte de que hacía un viento muy, muy fuerte (nos teníamos que agachar para no caernos) y que estaba todo lleno de barro. Yo acabé de barro hasta arriba.

20170829_173303_wm

Aún así, merece la pena. Las vistas desde lo alto son realmente impresionantes.

20170829_151509-01_wm

20170829_151249-01_wm

Día 1 superado. ¡y con nota!

IMG_20170830_162954
Foto de: Chris Michel

 

                                                                                   

El resto de días lo dedicamos a ver varios pueblos: Nusfjord, Haukland, Unstand

20170901_153655-01_wm

20170831_183846-01_wm

20170831_183451-01_wm

20170831_183125-01_wm

¡Todos preciosos!

En uno de ellos, conocimos a David, un malagueño que lleva ocho años viviendo en Noruega, y nos dijo que desde hace tres días ya se están viendo auroras boreales. ¿¿¡¡Qué!!?? ¿¡En serio!?

Nosotros pensábamos que nos las pillaríamos en este viaje, ni siquiera lo miramos, pues suponíamos que eran en invierno. ¡Menuda sorpresa!

Esa noche, quedamos con él para intentar verlas. Estaba nublado.

Aún así, pasamos un buen rato de charla.

                                                                                 …

No nos rendimos, y nuestra última noche lo volvimos a intentar.

El cielo sigue nublado así que sobre las 12 de la noche, que es cuando se supone que se verían, fuimos con la furgo a ver si encontrábamos algún claro.

Y lo hicimos. Un pedacito de cielo sin nubes, solo para nosotros.

Y nada más llegar… ¡El cielo se empezó a pintar de verde!

Grité y lloré de la emoción, nunca había visto algo tan bonito. ¡Es mágico!

Samuel y yo mirábamos al cielo emocionados, mientras intentábamos sacar alguna foto. Qué noche tan bonita.

IMG_7498cielo_wm

Y toca moverse,  con este buen recuerdo, abandonamos las islas de Lofoten para dirigirnos a nuestro último punto en el camino: Cabo Norte

 

‘OLD STRYNEFJELL’ Y GEIRANGER

Comenzamos el día y continuamos nuestro camino.

La carretera vieja no es muy larga, pero es muy bonita. Como en casi toda noruega, hay ovejas por todos lados. Y vacas. ¡Son tan graciosas!.

20170822_185432-01_wm

Llegamos a Geiranger, y la verdad es que es muy bonito.

20170823_134732-01_wm

El pueblo es pequeñito, pero tiene bastante vida.

No cuesta encontrar un poco un sitio donde dejar la furgo, pero al final encontramos un sitio bastante bueno al lado del fiordo.

Pasamos un par de días por la zona, descansando.

También hubo tiempo para hacer cositas. Hicimos la ruta de ‘Skagefla’.

20170824_113755_wm

No nos entusiasmo mucho, pero el paseito nos sentó bien.

20170824_134129-01_wm

El último día, Samuel se cogió la tabla de paddle y se fue con Pupi a ver unas cascadas y grabarlas.

20170825_114152-01_wm

Con la tontería, se hizo ¡12 kilómetros!

Ya veréis que imágenes tan bonitas que grabó.

DCIM106GOPRO

Y pudimos ver la cascada más bonita que, al menos yo, he visto nunca. Y no por la cascada en sí, si no porque el arcoiris se posaba justo en el salto de agua y parecía que caía arcoiris. Una pasada.

20170824_111734-01_wm

Aprovechamos el buen tiempo que está haciendo (¡Por fin!) para hacer una barbacoa.

20170824_204604_wm

¡Mañana nos ponemos rumbo a la carretera del Atlántico!

 

GLACIAR ALETSCH

Nos levantamos relativamente pronto para dirigirnos hasta Fiesch, donde comenzaremos nuestra ruta al glaciar Aletsch.

Pero con tanto parar a grabar, comprar algo para picar, preparar las cosas… como de costumbre, se nos hace algo tarde. ¡Pero no pasa nada! vamos bien de tiempo.

Cuando llegamos allí, dejamos la furgo en el parking. Como comentamos anteriormente ¡Solo admiten monedas!

Para ir a ver el glaciar vamos a coger un telecabina. En realidad hace falta coger dos para llegar hasta allí, pero nosotros cogeremos solo el primero que nos deja en Fiescheralp a 2212 metros de altura.

20170715_122745-01_wm.jpeg

El telecabina cuesta unos 27€ ida y vuelta y el perrito paga la mitad.

No tardamos mucho en llegar. Empezamos la ruta a las 12:30H

Hay tres caminos para llegar hasta el mirador al que fuimos. Hay varios miradores, entre ellos el Eggishorn que es donde te deja el segundo telecabina y que está unos metros más arriba que al que vamos a ir nosotros.

El camino al glaciar es precioso. Unas vistas increíbles.

20170715_135711-02_wm

20170715_125420-01_wm

20170715_153116-01_wm

De camino, un grupo de cabras se nos acercan. Querían ir detrás de Pupi, y Samuel se acojonó un poco (¡Para no!, las cabras tienen muy mala leche) jeje.

20170715_131909.jpg

20170715_132133-01_wm

Entre ellas había una sóla oveja que parecía adorable, pero que cuando le veías la cara sabías que era un poco ‘chunga’. Sin duda era la líder jajaja

20170715_132229-01_wm

Unos 20 minutos antes de llegar al mirador encontramos un nevero. ¡Hemos podido tocar nieve en Julio!

20170715_135145-01_wm

Pupi estaba taaan contento. Si hay algo que le guste más que la montaña… sin duda es la nieve. ¡Le cambia la cara!

20170715_135315-01_wm

Jugamos un rato con él y continuamos el camino.

20170715_135129-01_wm

En total, tardamos aproximadamente hora y media en llegar y, ¡Qué vistas chicos!

Estamos a algo más de 2700 metros, observando el glaciar de Aletsch. Glaciar que tiene 23km y aproximadamente unas 27.000 millones de toneladas de hielo, ¿Increíble no?

20170715_142637-01_wm

20170715_142435-01_wm

Desde lo alto podremos ver a dos grandes como el Cervino o el Mont Blanc, aunque los protagonistas allí son el Eiger (3970m), el Jungfrau (4158m) y el Mönch (4107m).

Comemos tranquilamente con esas pedazo de vistas, y sobre las tres y media empezamos el camino de vuelta.

Llegamos al telecabina a las 17:10H, y al parking justo a tiempo, ¡pues teníamos pagado hasta las 17:26H!

El día ha salido redondo.

Ahora nos ponemos rumbo Interlaken. Nos quedan unos dos horas de camino, quizá algo más con la furgo.

 

MARSEILLE: Cala de Sugiton y atardecer en Marsella

Nos encontramos en Marsella, la ciudad francesa más grande después de París.

Aunque nuestra intención no es visitar la ciudad de punta a punta, pues nuestro paso por Francia es más “de paso” y lo que más ganas tenemos de ver son las calas del parque nacional de Calanques.

Llegamos de noche y aparcamos en el furgoperfecto que tenemos mirado, que es una parking al lado de un parque de tirolinas en Cassis. Es bastante grande y tiene una fuente para poder llenar deposito y botellas de agua.

………………………………….

Por la mañana toca madrugar ¡hemos conseguido levantarnos a las 7!

Nos preparamos: zapatos de monte, mochilas, agua y equipo para grabar ¡Nos vamos al parque nacional de Calanques!

Allí puedes ver un montón de calas preciosas. Nosotros hoy vamos a ver la de Sugiton.

Antes de empezar la ruta, debemos mirar en la página web http://www.bouches-du-rhone.gouv.fr o llamar al teléfono 0811201313 para saber el parte del día.

Esto es porque en verano el riesgo de fuego es más alto y hay días que prohíben ciertas zonas. Si no le echáis un ojo os podéis encontrar el acceso restringido y que os fastidien la excursión (aunque hay muchas calas para elegir)

La caminata empieza en Luminy y es de aproximadamente una hora. No tiene mucha dificultad. Quizá la última parte para bajar a la cala hay que ir con más cuidado y buen calzado.

Según vas llegando puedes ver la cala y el inmenso azul del mar, ¡es precioso!

20170619_122128-01_wm

Y una vez que te acercas… El agua es aún más clara.

IMG_20170619_142914_990_wm

DCIM105GOPRO

Cuando llegamos sólo hay tres parejas que ni siquiera se están bañando, así que aprovechamos para bañarnos y grabar.

Pero pasado un tiempo empieza a llegar cada vez más y más gente. Cuando vamos subiendo nos encontramos incluso con excursiones del cole. Así que, aunque siempre es mejor madrugar para ver las cosas, aquí hay que hacerlo con más razón. Además así os evitáis la solanera.

Volver cuesta un poco más, además hoy hemos sido muy listos y ni hemos desayunado ni nada. Así que, a las dos y algo que eran ya, teníamos un hambre…

20170619_121620-01_wm

Hemos hecho una paellita. Eso sí con los ingredientes que teníamos que eran pocos, pero ha salido riquísima.

Cuando ha bajado el sol, nos hemos vestido y nos hemos ido a Marsella para darnos una vuelta y ver alguna cosilla.

20170618_212342-01_wm

Hemos visto (por fuera) la basílica de Notre Dame (las vistas desde el mirador son impresionante), la catedral de Marsella, el palacio de Longchamp y el puerto.

20170618_194638-01_wm20170618_190021-01_wm20170618_203238-01_wm

Y pudimos ver el atardecer, ¡pero por lo pelos!

20170618_211016-01_wm

Lo cierto es que hemos visto muy poquito como para tener una amplia opinión de Marsella, pero he tenido la sensación de que es una ciudad totalmente abarrotada de gente y muy, muy descuidada. Quitando a lo mejor las zonas más nuevas, todos los sitios que pasamos con el coche o andando estaban llenos (pero llenos) de basura, pintadas en tooodas las paredes, edificios y fachadas que lejos de tener ese encanto antiguo dan la sensación de barrio abandonado.

Quizá esté equivocada, pues como he dicho, apenas hemos visto nada de Marsella, pero ha sido mi sensación.

Acabamos la noche con una cervecita. Hoy volveremos a dormir en el parking pues se nos ha hecho tarde, y mañana por la mañana tiramos hacia Saint-Tropez.

 

 

Ruta de la Lavanda y Lac st.Croix

Lo cierto chicos es que… entre unas cosas y otras, hemos tirado para la provenza. ¡Aunque sólo por hoy!, y es porque hemos visto que por esta época hay un montón de lavanda.

Nosotros hemos hecho la ruta de la lavanda, que se concentra sobre todo entre los pueblos de Puimoisson y Valensole.

20170617_120236-01_wm.jpeg

Y nos ha gustado mucho la verdad. Los campos son enormes, y la lavanda está perfectamente plantada en hileras. Hay lavanda de un tono morado clarito, y lavanda de tonos más oscuros y, aunque no huela cuando llegas… si coges un poco entre las manos… ¡qué olor!

20170617_130259-01_wm.jpeg

PicsArt_06-17-11.55.55-01_wm.jpeg

20170617_121848-01_wm.jpeg

Yo no soy muy fan del aroma a lavanda en colonias y esas cosas, pero lo que es la plata… huele de maravilla.

Si queréis comprar algún recuerdo, al lado de casi todas las plantaciones hay tienedecitas (algunas con su propia destilería), que venden un montón de productos: Jabones, colonias, miel, etc…

Hoy vamos bien de tiempo, así que después de ver las plantaciones nos dirigimos al parque del Verdon, al lago de St. Croix que al parecer es precioso.

Y, ¡vaya si lo es!… según llegas, sólo se ve verde y un gran lago de un azul muy intenso.

Eso sí, está muy, pero que muy lleno de gente. No se si habitualmente es así o solo está lleno porque es sábado.

Lo primero que hacemos es pegarnos un chapuzón. Pupi no para de nadar, le ha encantado el sitio.

Montamos campamento (con nuestro toldito de 50€), comemos un poco de sandía fresquita e inflamos la tabla de paddle para irnos a dar una vuelta.

20170617_143133-01_wm.jpeg

Nos subimos los tres, ¡y nos lo pasamos genia!

GOPR1432-01_wm.jpeg

Todo el mundo miraba a Pupi y se reía.

DCIM105GOPRODCIM105GOPRO

Pasamos la tarde en remojo, recogimos todo y tiramos de nuevo para la costa, hacia Marsella.

¡Qué día tan bueno!

 

AVIGNON, un par de días de relax

Esta mañana según recogíamos a pasado un poli o guarda en bici a lo “Pacific blue” para indicarnos que: “Son 6€ la noche”

Ya me extrañaba a mi tanta caravana…

¡En fin!, no es caro, así que no ponemos pegas.

Nos dirigimos a Barbentane, cerca de Aviñón, donde vive mi prima Sarah (en realidad es prima de mi madre y tias/os), la cual no conozco aún.

No tardamos mucho en llegar.

Sarah nos recibe muy alegre y nos lleva a su casa que es…. ¡preciosa! (y grande). Está muy bien decorada, tiene jardín y ¡piscina! ¡ole, va a trabajar quien yo te diga…!

Comemos junto con su hijo Sohan y luego nos pegamos chapuzón.

19224979_10155415477029269_698513449395811864_n.jpg

Eso sí, nos terminamos portando bien y nos ponemos a trabajar hasta la hora de dormir, aunque mi señal de wifi es horrible.

……………………………………………

A la mañana siguiente, cuando llega Sarah (que había pasado la noche fuera), nos preparamos para ir a ver Aviñón, que en coche son unos diez minutillos.

El casco antiguo no es muy grande, y aunque es bonito… no es de los sitios que más hayan llamado nuestra atención. Aún así nos reímos mucho y lo pasamos muy bien.

19243185_1881741775176687_740409261833584640_n.jpg

No tardamos en volver a casa con unas ganas tremendas de bañarnos en la piscina.

Íbamos a ir a tomar algo, pero al final decidimos pedir algo de comida china y quedarnos en la terracita de casa de charleta.

…………………………………………….

¡Hoy nos toca barbacoa!

La madre de Sarah, Diana, ha venido por la mañana y ha traído cositas para la bbq.

20170615_152741-01.jpeg

Hemos estado intentando trabajar un rato, hemos jugado al billar y hemos comido todos juntos.

20170616_141131.jpg

Hemos cargado las cosas en la furgo, que ya nos estamos apalancando un poquito, y eso sí… antes de irnos nos hemos pegado un chapuzón y jugado un partido de voley con los hijos de Sarah, Sohan e Ines.

Nos da mucha pena marcharnos, pero hay que seguir ¡que aún estamos muy lejos de Noruega!

 

NîMES EN BICI

Chicos… por más que nos pongamos el despertador a las 7… no somos capaces de levantarnos antes de las 8 y media… y claro, luego toca solanera.

También es cierto que anoche no dormimos bien por el calor. Creo que hoy iremos a comprar un pequeño ventilador porque, menudo agobio.

Nos toca visitar Nimes, que es una ciudad llena de ruinas romanas.

Aparcamos el coche al lado “Jardins de la fontaine” y volvimos a coger las bicis. Cuando estuvimos en Montpellier nos encantó recorrerla en bici, y queríamos repetir, aunque Nimes no es igual de cómoda para ir en bici como Montpellier.

20170613_112523-01_wm.jpeg
Parking Jardins de la fontaine

Lo estamos repitiendo un montón pero, estos días está haciendo un calor insoportable, y no sabéis el tiempo que se gasta con tanta logísticas: que si bicis, que si perro, que si vídeo, fotos… pero bueno, siempre lo disfrutamos.

20170613_132629-01_wm.jpeg
Pupi en La Maison Carrèe

Lo que más nos gustó fue “El templo de Diana” en el mismo “jardins de la fontaine” y la cerveza/cocacola de después de la visista jejeje

PicsArt_06-13-06.28.33-01_wm
Templo de Diana
20170613_125400-01_wm.jpeg
Templo de Diana

También visitamos el exterior de Las Arenas de Nimes. Y digo el exterior porque decidimos no entrar. Y lo decidimos porque desde hace casi 300 años ha sido lugar de eventos taurinos (con los que estamos en contra), y parte de los 10€ que vale la entrada va destinado a ello. Es cierto que leí un artículo de Junio 2016 en el que indicaba que ya no iba a ser escenario de más eventos de ese tipo pero por lo que nos han dicho, todavía se llevan a cabo. Así que… eso que nos ahorramos.

20170613_135801-01_wm.jpeg
Arènes de Nîmes

Lo último que vemos es el “La torre Magna” a la que vamos con el coche porque está un poco alta para ir en bici. (Yo no se vosotros… pero yo, a día de hoy, subo una cuesta de esas y me quedo en el camino).

20170613_171914-01_wm.jpeg
Torre Magna

Son casi las siete de la tarde, y como nos pasa siempre… aún sin comer. Y aún así nos quedan unos recados.

Pasamos por Decathlon a por gas. (hay tiendas camper que venden gas, pero es que valen tres veces más que en decathlon que están a 2,5€) y por un Carrefour a comprar el ventilador!!!! y ya aprovechamos para comprar algo de comer (a las 8 de la tarde).

Al ratito llegamos a nuestro furgoperfecto en Comps, al lado de un río. Súuuper bonito. Había un montón de caravanas y furgos.

No dudamos en meternos al agua en seguida, ¡qué fresquita!

Mañana tiramos para Aviñón.

 

Rumbo Nîmes

Nos hemos levantado con calma, pues hoy vamos a Nimes, pero hasta mañana no iremos a verlo.

Ordenamos la furgo, llenamos el depósito de agua y botellas en una fuente que hay y marchamos.

Aquí en Francia no es como en España, que en casi todas las gasolineras tienes un grifo de agua. Aquí a veces tienen pozos o grifos, te dejan una manguera y ya. Por lo que hay que aprovechar cuando vemos una fuente, que la verdad es que en casi todos los parques hay.

Aprovechamos para hacer algo de compra y nos pasamos por un centro comercial en el que había Fnac a comprar los discos duros, que es lo que teníamos que haber llevado desde el principio.

20170612_130503.jpg

No habíamos encontrado furgoperfecto cerca, así que nos pusimos a buscar y encontramos un sitio estupendo en “Parc Bois Des Espeisses”, donde había un pequeño parking de tierra.

Hace mucho, pero que mucho calor así que sacamos las hamacas y cocinamos fuera.

¡¡A ver como dormimos hoy!!